15/04/2021

EL CORAZÓN EN UN PUÑO

LAS CUATRO ESQUINAS

SUFRIMIENTO, GENIO, GALÁCTICOS, GRACIAS

EL CORAZÓN EN UN PUÑO

Un maldito gol habría sido llenar sus piernas de dinamita. No es el Liverpool de hace poco, pero hubiese enchufado una, nos habrían llenado la espera de angustia. Fue de esos partidos en los que no dejas de tener el corazón en mi puño. Lo vi con mi colega, habitante de mi burbuja. Estuvo casi sin mover los labios y al acabar, dijo, aliviado, que la eliminatoria era de Nacho, Militao y Casemiro. Salah va a soñar con Nacho mucho tiempo. Cuando llegó el final el auditorio madridista respiró aliviado. Habían estado encogidos. Tenían miedo de que el cansancio desplomara al equipo. Saber sufrir es muy importante, me dijo el colega mientras la terraza se quedaba solitaria cercana la hora del toque de queda.


SAMBA SOBRE LA YERBA

Pocas veces ve uno un partido sin querer perderse ni un segundo, quietos los ojos en el televisor, porque, acaso levantarse y salir, sea razón para perder momentos de emoción. Disfruté como pocas veces el fútbol en los dos partidos entre PSG y Bayern, pero sobre todo, gocé la insultante belleza de Neymar sobre la yerba, su manera de sortear defensas, deslizándose hábil, realizando quiebros en los que la naturalidad convertía la genialidad en costumbre. Qué pena que el brasileño sea perezoso en mostrar sus dones, que son inmensos, maravillosos. Qué pena que encuentre tantas razones para desaparecer de los partidos, a pesar de que suda talento y belleza en sus jugadas. Un samba de luz sobre la yerba, un baile venenoso es Neymar.


LA REALIDAD Y EL DESEO

Estalla en los medios una certeza vestida de largo que se visiona en una fotografía futura. En ella Mbappé, en traje y corbata, al lado de Florentino Pérez, escucha que ha nacido para jugar en el Madrid. Si se mueve el objetivo hasta llegar a Alemania, se ve a Haaland sentado en un sofá, viendo en un televisor la presentación del francés. Echa un vistazo a su agenda y masajea con el dedo el día en que está programada la suya. Mbappé y Haaland al Madrid, sin ninguna duda. Algunos lo dan por hecho y muchos siguen esta senda como si siguieran a un profeta. La próxima temporada vuelven Los Galácticos. Pero de momento es un deseo, que ojalá se consiga. Pero es un deseo.


MISA EN EL ALMA

Misa Rodríguez es canaria y tiene en su piel ese color de las islas mezcla de cielo, mar y aloe vera. En su mirada percibo que sus ojos buscan la profundidad del mar, la sombra de la tierra volcánica, que contienen la paz de un sueño conseguido. Es un gran talento de la portería. El fútbol le hierbe por las venas. Misa tiene unos ojos oscuros que devoran la tristeza. Su sonrisa es acogedora. Por los pasillos de su mente viaje una historia de valor y cabezonería que comenzó de niña, cuando su madre le preguntó que si lo que quería era jugar al fútbol, y le dijo que "sí", el sí rotundo de una niña que sabe donde está su destino. Misa da las gracias por los inmensos apoyos que ha recibido. Grande Misa.


Twitter: @ManuelMjulia

Impreso desde www.manueljulia.com el día 28/11/2022 a las 01:11h.